Crush™

PSP®
Crush packshot en
  
Disponible para:
PSP®
Fecha de lanzamiento: 25 Mayo 2007
Editor: Sega

Presentación

Caos de puzzles multidimensionales exclusivo de PSP, todo está en la perspectiva.

Atrapado en una vida banal, nuestro héroe "empijamado" se encuentra atormentado por las preocupaciones. Es un matojo de nervios, que se pasa las noches sin dormir y está demasiado cansado para seguir con su vida.

Sin embargo, será en una ensoñación extraña donde este aventurero insólito verá la última esperanza; la oportunidad de arreglar su mente y recuperar la cordura, además de la capacidad de dormir.

Ábrete camino a lo largo de más de 50 niveles que pondrán a prueba tu cerebro con la surrealista habilidad de cambiar de 3D a 2D a medida que superes los retos. Cambiar de perspectiva es más que alterar el punto de vista; las plataformas cambian, se abren nuevos caminos, podrás acceder a objetos imposibles y se producen reacciones en cadena.

  • Crush te permite cambiar de perspectiva 2D y 3D con sólo tocar un botón.
  • Más de 50 niveles que combinan puzzles y plataformas.
  • Ambientes muy bien realizados, surrealistas y una historia envolvente protagonizada por un personaje encantador y extraño.

Avance

Doctor, no puedo dormir...

Enfréntate a las fuerzas del insomnio con Crush para PSP

¿Alguna vez has tenido problemas para dormir? No resulta agradable, ¿verdad? Pues para Danny es mucho peor. Ha llegado a un punto en el que contar ovejas y beber leche caliente no le sirve para nada. Por eso, Danny ha decidido visitar a un científico loco, el Dr. Reuben, que ha inventado un casco llamado C.R.U.S.H. Al utilizar el C.R.U.S.H., Danny entra en un estado hipnótico durante el que puede penetrar en su propia mente y, con un poco de suerte, despejarla. Solo así podrá lograr el descanso.

Juegos mentales

El interior de la mente de Danny es un lugar oscuro y tenebroso que nos recuerda a los panoramas neurológicos de Psychonauts para PlayStation®2. Los niveles flotan en el aire, rodeados de una lúgubre ciudad sin nombre repleta de abismos y barreras infranqueables. Cada nivel contiene varios globos de colores con los que Danny debe hacerse para abrir la salida. Afortunadamente para él, posee la habilidad de aplastar (crush) los escenarios para abrirse paso por ellos y, finalmente, conseguir echar una cabezadita.

La principal característica del juego es la capacidad aplanadora de nuestro héroe, que resulta increíblemente innovadora. Al pulsar el botón L, Danny aplasta el suelo con el pie, lo que convierte el mundo tridimensional en otro con tan solo dos dimensiones. Los botones de dirección te permiten cambiar la cámara entre tres perspectivas, en cada una de las cuales obtendrás diferentes resultados al aplastar, lo que te proporcionará caminos alternativos. Por ejemplo, si aplastas mientras estás en la vista cenital, allanarás todas las plataformas y las situarás al mismo nivel, con lo que podrás alcanzar objetos situados en la parte superior de columnas a las que no podrías llegar con una vista tridimensional convencional.

Una nueva dimensión

Al principio, este juego pondrá a prueba todas tus habilidades de coordinación espacial, pero cuando te habitúes a su lógica, te darás cuenta de que cada nivel está repleto de sensacionales puzzles de pensamiento lateral, en los que tendrás que esforzarte de veras para encontrar el camino de la salida. Además, hay un montón de complicaciones adicionales que se añaden a la premisa básica. Enemigos, objetos móviles, paredes fantasma que se desvanecen cuando las aplastas y bonificaciones que detienen el tiempo son algunas de las sorpresas que encontrarás y que romperán la rutina. La verdad es que te sentirás inmensamente satisfecho con cada puzzle que superes.

Por si todo esto fuera poco, la presentación es magnífica, con niveles oscuros y sombríos, así como una música embriagadora y confusa, todo lo cual se suma al estilo original  e insomne del juego. Si eres un aficionado a los puzzles y buscas algo realmente único para tu PSP, has dado con el título perfecto. Crush es original, desafiante, muy inteligente y, sobre todo, extremadamente divertido. Sólo una cosa más... no te olvides de dormir de vez en cuando.


Compartir

Google+